POR QUÉ NOS UNIMOS A LOS ESFUERZOS PARA AHORRAR ENERGÍA

Queremos que ahorrar energía se convierta en segunda naturaleza

¿Por qué una compañía de energía como Pacific Gas and Electric desea que la gente consuma menos energía? Es una pregunta razonable y la respuesta más breve es que al consumir menos, podemos asegurarnos de mantener la estabilidad de la red, conservar las facturas de los clientes a un nivel accesible y que todo funcione de forma adecuada.

Pero reducir el consumo de energía no es cosa fácil. Los californianos ya han demostrado que están comprometidos con crear un medio ambiente sustentable a través del reciclaje, compostaje y otras prácticas benéficas para el planeta. Además, nuestro consumo de electricidad per cápita es uno de los más bajos del país. Eso quiere decir que tendremos que ser un poco más creativos para alcanzar nuestros rigurosos objetivos estatales relacionados con el gas de efecto invernadero y la reducción del consumo de energía.

Sabíamos que teníamos que encontrar nuevas maneras de motivar a la gente a empezar a reducir el desperdicio de energía. Nuestros innovadores planes utilizan la experiencia y orientación de científicos conductuales e incluyen pasos que aumentan la toma de conciencia, promueven la información sobre la conservación de energía y cambian la conducta al consumir energía. En definitiva, deseamos transformar la manera en que las empresas y las personas piensan respecto al uso de energía.

Creo que juntos podemos alcanzar nuestros objetivos de inscribir a 1,000 negocios y ahorrar 45 millones de kWh de energía antes de que termine la iniciativa de la campaña Step Up and Power Down a principios de 2017. Consulte la tabla de logros alcanzados y verá que vamos por buen camino para hacer a California un mejor estado.

A menudo me preguntan por qué PG&E está haciendo esto, y creo que la respuesta es porque las futuras generaciones que nos siguen preguntarán qué hicimos para marcar la diferencia. Podemos construir un futuro mejor y sustentable para todos nosotros y para las generaciones venideras. Creo firmemente que al unirnos para trabajar en conjunto y alcanzar estos objetivos, todos saldremos ganando.

 

Vincent Davis
Director Senior de PG&E
Programas de eficiencia energética

Resumen detallado de la campaña

Step Up and Power Down dio inicio en abril de 2015 y es una campaña pionera de mercadotecnia enfocada al cambio conductual que motiva a los propietarios, ocupantes y operadores de negocios del centro de San Francisco y San José, California, a unirse a un movimiento que abarca a toda la comunidad para reducir el desperdicio de energía. Los objetivos de la iniciativa son aumentar el conocimiento de la eficiencia energética en la comunidad comercial, incrementar la participación en los programas de reembolsos e incentivos de PG&E para la actualización de equipos y examinar el impacto que tienen los cambios conductuales y operativos en el ahorro de energía. La iniciativa se basa en la idea de que las estrategias conductuales de participación activa y optimista pueden producir pequeños cambios a nivel individual, que en conjunto se suman para brindar grandes ahorros a la comunidad y para California.

Step Up and Power Down ha entablado una asociación con las ciudades de San José y San Francisco. Una vez que cualquiera de las dos ciudades alcanza sus objetivos (San Francisco: 600 participantes, 20 Gwh ahorrados; San José: 400 participantes, 25 Gwh ahorrados), PG&E otorgará $1 millón en fondos de los accionistas a dicha ciudad para ser usados en los proyectos de sustentabilidad ambiental y energía de su elección. Ambas ciudades están jugando un papel de liderazgo mediante la participación de negocios pequeños a medianos, mientras que el personal dirigido por PG&E se encarga de los negocios más grandes (los cuales se definen como aquellos que consumen más de 500 Mwh anualmente).

Step Up and Power Down les pide a los negocios que se comprometan a reducir el desperdicio de energía. Una vez que inician su participación en la campaña, se les ofrece a los negocios varios servicios, dependiendo de su tamaño e interés. Las grandes empresas pueden recibir una inspección energética en sus instalaciones específica a cambios conductuales y operativos, o llevar a cabo una de las campañas de cambio conductual de Step Up and Power Down para los empleados. Las inspecciones técnicas, comparativas, que hacen uso de informes y sesiones de capacitación para los operadores de edificios también se encuentran a su disposición. Los negocios más pequeños reciben atención individual de nuestras ciudades socias, a menudo en el idioma de su preferencia, para ayudar a implementar medidas que permitan ahorrar energía adaptadas a las necesidades de sus sectores comerciales. Todos los participantes reciben ayuda para acceder a reembolsos e incentivos para realizar cambios de equipo y el reconocimiento local y de toda la ciudad por sus logros. Una parte importante de Step Up and Power Down es lograr la participación en todos los niveles de un negocio en su esfuerzo por reducir el desperdicio de energía en lugar de sólo en el personal que toma las decisiones relacionadas con el equipo.

A la fecha, más de 1,050 negocios han asumido el compromiso. Step Up and Power Down concluirá en San Francisco y San José a principios de 2017, momento en el que la iniciativa será evaluada y potencialmente puesta en marcha en una comunidad diferente.